Los RPAS son plataformas idóneas para realizar tareas de vigilancia. Su capacidad para transportar distintos tipos de cámaras y sensores a sitios inaccesibles por otros medios y transmitir los datos georeferenciados en tiempo real ofrecen multitud de aplicaciones.

Dichas aplicaciones pueden ir desde las relacionadas con el cuidado del medioambiente (vigilancia incendios, control de vertidos, monitorización de la vida salvaje, lucha contra la caza furtiva) a las relacionadas con el refuerzo a los cuerpos de seguridad del Estado (monitorización de incendios, rescates montaña, localización de personas, evaluación de daños en catástrofes).

Su capacidad para transportar objetos a coordenadas predefinidas en un tiempo de respuesta muy rápido complementan las tareas definidas a la perfección. Su utilización disminuye el nivel de riesgo humano, disminuye los tiempo de respuesta y facilitan la toma de decisiones en cualquier tipo de operación.