Las tareas rutinarias, como pueden ser la generación y actualización de inventarios, son tareas idóneas para la utilización de RPAS.

Los RPAS pueden utilizar distintas tecnologías para estas aplicaciones. La fotografía aérea de grandes extensiones y posterior procesado digital de las imágenes son una potente herramienta, no sólo para aplicaciones industriales/comerciales (almacenamiento de activos), sino también para aplicaciones agrícolas (cuantificación de cultivos), urbanísticas (recuento de mobiliario urbano) e incluso medioambientales (población de especies).

También son herramientas útiles para gestión y control de inventarios RFID (Radio Frequency IDentification, identificación por radiofrecuencia). En estos casos, además de poder utilizarse como lectores de estas etiquetas, ayudan a la localización de elementos individuales proporcionando su posición, ya sea visualmente estacionándose cerca de él o transmitiendo sus coordenadas.